La Importancia del Sueño para Ganar Masa muscular

La Importancia del Sueño para Ganar Masa muscular

¿Sabías que existe una relación directa entre el descanso y la recuperación

y para ganar masa muscular?

Todos los días te esforzas al máximo en el gimnasio, llevas una alimentación salida y balanceada, tomas proteínas y varios tipos de suplementos nutricionales.

Pero, ¿dormis bien?

Un buen descanso diario es tan importante como el entrenamiento y la dieta, la relación entre estos factores está sumamente vinculada. El descanso es imprescindible a la hora de desarrollar masa muscular

Cuando dormimos, nuestro cuerpo entra en un estado anabólico, es decir, nuestro cuerpo comienza a reparar y almacenar, enfocado en la construcción y crecimiento, y la creación de reservas de energía para poderlas utilizar en el futuro.

Al entrenar, se producen pequeñas rupturas en tus músculos y mientras descansas tu cuerpo comienza a repararlos. Durante el transcurso de la fase del sueño el cuerpo irá generando moléculas involucradas en la recuperación del: + Tejido muscular + Sistema inmunológico + Sistema nervioso

Si completamos un adecuado descanso nos aseguraremos de que el cuerpo realizará todos los ciclos necesarios para la «puesta a punto», sobre todo en referencia al crecimiento muscular.

En este sentido, nuestro organismo segregará un conjunto de hormonas, necesarias para la correcta regeneración celular, que enfatizarán el proceso de síntesis de proteínas, tales como:

  • Hormona del Crecimiento
  • Testosterona
  • Melatonina

Papel de las Hormonas durante el Sueño

Hormona del Crecimiento

También se la conoce como Somatotropina, posee una importante función para el desarrollo del crecimiento del músculo esquelético.

Se libera a modo de pulsos, al torrente sanguíneo durante el sueño.

Una vez superada la adolescencia, esta hormona (HGH )comenzará a reducirse y hacerlo a un nivel mucho más bajo, dando lugar a la pérdida de masa muscular y densidad ósea, e incluso un aumento del porcentaje graso.

Testosterona

La testosterona es otra hormona con una alta implicación anabólica. Su producción se incrementa durante la pubertad, donde se obtendrá un pico, el cual tras atravesar la barrera de los 30, comenzará a disminuir. También afectará a la construcción muscular, densidad ósea, su menor nivel producirá que se acumule más fácilmente grasa, e incluso influye sobre la síntesis de glóbulos rojos.

La producción de testosterona sigue los ritmos circadianos y biológicos del organismo, es decir, su liberación está asociada junto a las fases de descanso. Tus músculos crecen cuando descansan

Melatonina

Tiene lugar cuando dormimos, siendo obvio que ayuda a mejorar el descanso además de una mejor recuperación. Se trata asimismo de un poderoso antioxidante.

Como sabemos, los deportistas producen una alta tasa de radicales libres, cuya daño oxidativo afecta a los tejidos del organismo.

Cortisol

El cortisol es otra hormona que nuestro cuerpo usara en situaciones que detecte la una posible amenaza o en estado de alerta.

Lo que no es correcto es mantener una continuada situación con altos niveles de cortisol.

La falta de sueño retroalimenta la liberación excesiva de cortisol, asociado a un aumento de peso.

Conclusiones

En resumen, todos estamos de acuerdo que el descanso es algo positivo y necesario para el plano hormonal. Como estamos viendo, interaccionan una serie de químicos como la hormona del crecimiento (liberada durante el sueño y ejercicio), la testosterona y melatonina (liberadas durante el sueño).

Como podemos ver, el sueño y el descanso son factores vitales, tanto si nuestro objetivo es mejorar la composición corporal, aumentar la masa muscular, y mantenernos en un óptimo estado de salud.


Julieta Caramuti (MN 3043)

Artículo anterior

  • GNC Live Well
Comentarios 0
Dejar comentario
Tu Nombre:*
email:*
Mensaje: *
* Campos Requeridos